El Gato Persa es un tipo o raza de felino, con orígenes Iraníes y de aspecto macizo y peludo, se caracteriza por tener la cara ancha, plana y con grandes ojos redondos y bien abiertos, aunque con nariz chata y orejas pequeñitas. Se caracteriza por su expresión facial muy dulce, lo que les ha otorgado el título de Cara de Muñeca. Asociado desde siempre con el lujo y la aristocracia, por su delicadeza, su elegancia y su porte, lo que les da un aire altivo, siendo la elección habitual de los nobles. Un gato de interior acostumbrado a la vida cómoda y sedentaria, adora dormir en el sofá, conocidos también con el apodo de Tigres de Sofá, les encanta pasarse horas y horas durmiendo o descansando, lo que los convierte en la raza favorita de millones de personas, considerandolo como el gato más popular del mundo. 

Origen del Gato Persa

Si te preguntas cual es el origen del gato persa, esté se pierde en el tiempo y no es fácil de rastrear exactamente, desde cuando existen, hay que buscarlo en los gatos de pelo largo, procedentes de Asia Menor. El gen responsable de esta característica provino de la hibridación con el gato de Pallas, un mamífero carnívoro que habita en las estepas de Mongolia, Siberia y el Tíbet, con abundante pelaje que le protege del frio, y proveniente de Persia, conocido hoy en día como Irán, el auténtico pais de origen gel gato persa de Angora. Los primeros gatos persas fueron introducidos en Italia desde Persia, conocida hoy en día como Irán, en la década de 1.620, de la mano de Pietro della Valle.

A partir de ahí su expansión fue rápida, pasando a Francia y Gran Bretaña, donde se hizo muy popular ya que muchos monarcas y aristócratas se encapricharon rápido de los gatos persas. La reina Victoria de Inglaterra tuvo dos gatos persas azules. La rama actual se desarrolló a finales de 1.800 en Inglaterra y proviene del gato de Angora Turco. Sin embardo, la mayoría de gatos persas que conocemos son fruto del cruce entre el gato persa de pura raza y el angora turco blanco.

El resultado un felino de pelaje más suave y que podía ser de más colores que el original. Estos gatos fueron muy valiosos, llegando a ser moneda de cambio en trueques por otros bienes. Su ingreso a Estados Unidos fue en el siglo XIX y desde entonces el gato persa se ha convertido en una de las razas más populares del mundo.

Características físicas del Gato Persa

  • Tamaño: Mediano / Grande
  • Altura: desde 27 a 33 cm.
  • Peso: desde 5 a 8 Kg.
  • Esperanza de vida: desde 12 a 15 años.
  • Alimentación: Entre 40 y 100 gr de alimento seco para gatos repartidas dos comidas diárias.
  • Pelaje: Largo, sedoso, muy denso y suave. 
  • Color: Azul, Dorado, Blanco, Negro, Chocolate, Bicolor e incluso Multicolor.
  • Carácter: Tranquilo, fiel, cariñoso, presumido e inteligente. 

Carácter y comportamiento del gato Persa

Los gatos de esta raza de porte distinguido tienen un temperamento extremadamente dulce, dócil y amable. Adoran estar con sus dueños de los que son devotos en extremo. Son inteligentes extremadamente mimosos y muy dóciles. Les encanta ser acariciados y perseguir a los miembros de su familia por toda la casa como un perrito, incluso hasta dormir con ellos. Cariñoso, presumido, perezoso y muy tranquilo, así es el gato persa, uno de los felinos domésticos más queridos y admirados. 

Son ideales para muchos tipos de personas, desde gente que no ha tenido nunca un gato o que no tienen mucha experiencia con gatos hasta familias con o sin niños, personas mayores y en especial personas tranquilas, amantes del sosiego y la paz. Ya que proviene de razas domésticas, no suelen tener instinto salvaje propio de otros gatos. Son gatos muy caseros porque son felices viviendo en el interior, que les encanta estar acompañado por sus dueños con quienes se sienten protegidos, son especialmente sociable con los niños. Aceptan convivir con otras mascotas. El único cuidado especial que requieren es el cepilladodiario de su vaporoso pelaje.

Cuidados de un Gato Persa

Las sucesivas mezclas que se han hecho de los gatos persas han desembocado en que su hocico se vuelva más y más corto, hasta el punto de provocarle, en ocasiones, graves problemas de salud, especialmente respiratorios. Al igual que otros muchos, los gatos persas pueden padecer la enfermedad renal poliquística, que a la larga puede desembocar en fallo renal. Por lo que es necesario e importante realizarle un diagnóstico precoz.

Son importantes las revisiones periódicas por el veterinario, en especial cuando sospechemos que algo no va bien, para que realice un diagnóstico y tratamiento oportuno. A estos gatos es importante proporcionarles malta u otro producto similar con regularidad para ayudarles a eliminar las bolas de pelo de su estómago.

La crianza de este gato requiere cuidados especiales, su gestación dura poco más de dos meses y las camadas de no más de tres gatitos. En muchos casos requiere cesárea para reducir el riesgo de la hembra. Estos gatos tienen tendencia al sobrepeso, por su falta de actividad, por ello se recomienda tener especial cuidado con su alimentación, debe ser controlada y equilibrada desde el nacimiento hasta la madurez.

Este gatito de interior se adapta perfectamente a todo tipo de viviendas, eso sí, son reacios a alejarse mucho del hogar, incluso si la casa tiene jardín prefieren el interior. Estos gatos carecen de instinto de defensa, por lo que no es recomendable dejarlos en el exterior sin supervisión. Debemos ofrecerle diferentes juguetes o rascadores para que pueda entretenerse. 

Higiene

El gato persa no está recomendado para personas que no tienen tiempo libre a diario. Es preciso un exhaustivo cuidado del pelo del gato persa y de sus ojos,  cepillandolo todos los días para estar en buenas condiciones y evitar que se formen nudos en su hermoso pelaje, a este gato le gusta estar bien acicalado. Necesita también un baño de vez en cuando para mantener su melena limpia y sedosa, a este gato no le gustan los sobresaltos por lo que te recomiendo lo prepares poco a poco, no le desagrada el agua pero sí que lo violentes con rudeza.

Se ha de preparar el agua templadita y poco a poco ir mojándolo con delicadeza, un poquito de jabón y ya se sentirá a gusto para proseguir la tarea, enjuagar con abundante agua y secar con una toalla y a continuación con secador de mano. Un cepillado más para que su pelaje quede en perfecto estado y listo, hasta el próximo baño no antes de un mes. Además de tiempo se necesita “paciencia” para proporcionar estos cuidados. Tu mascota te lo agradecerá.

Cómo educar a mi gato

El gato Persa, por su nobleza, inteligencia y calmado es uno de los gatos más fáciles para educar, parece que ya viene con genes predispuesto a las buenas costumbres, es un gato educado, no es rebelde. Requiere que nos armemos de paciencia e ir enseñándole poco a poco las normas de la casa, que entienda lo que no se debe hacer y seducirle con alguna chuche para conseguir que nos siga en la enseñanza.

Con cariño y paciencia, evitando las malas formas, los malos gesto. El lenguaje lo perciben los gatos, de tal manera que entienden perfectamente cuando les hablamos el tono que empleamos. Las mismas palabras dichas en un tono suave tienen distinta respuesta a dichas en tono brusco o gritando. Los gatos por naturaleza son bastante independientes y hará caso omiso a nuestras instrucciones si no les conviene.

Los momentos de juego son apropiados para ir enseñándole algunas normas, el refuerzo positivo da muy buenos resultados incluso una simple caricia. Si el dueño sabe hacer entender al gato lo que espera de él, el animal seguramente le satisfará.

Vídeos de gatos Persa

En este video veremos 

En este otro vídeo 

video2

Imágenes de gatos Persa

Bienvenidos a este listado con las mejores fotos de esta increible raza de felino. Si quieres verlas en tamaño completo haz clic en cada fotografía.

Fecha
Mascota
Gato Persa
Puntuación
51star1star1star1star1star

Otras Mascotas que te pueden interesar

error: Content is protected !!